El amor y la luz

(Dudamel Rambler)


El amor es rápido y fugaz,
salvo para los seres de luz.

Ellos permanecen ajenos
a los placeres de la carne,
a la condición efímera y a la
banalidad inútil de los goces
humanos.

El amor es rápido y fugaz,
pero no puede competir con la luz:

En condiciones naturales, se puede
amar con más o menos luz, 
o amar a oscuras, pero no es posible
amar la luz.

No hay nada más veloz;  la luz
es lo más veloz que conocemos,
aunque sabemos poco de ella,
como del amor.  Salvo los seres
de luz.

No es fácil detectar a un ser de luz,
algunos brillan reflejando luces
ajenas. Los seres de luz, son inquietos,
rápidos y fugaces; suelen cambiar de
posición y no siempre están dispuestos
a ser reconocidos.

Otros, sólo usamos luces de posición.


Escolio:


          ¿Sabías que vos también podés ser
           un ser de luz?  Bueno, pero tenés
           que ponerte las pilas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s